Actualidad

El Gobierno dará una paga extra a los pensionistas en 2022 y traslada a Bruselas que no congelará sueldos públicos ni pensiones hasta 2024

El Gobierno apunta en el documento remitido este viernes a Bruselas que «prevé un incremento retributivo de los empleados públicos y de las pensiones en línea con la evolución de precios»

El Gobierno ha trasladado a Bruselas que va a mantener el poder adquisitivo de funcionarios y pensionistas hasta, al menos, 2024. En el Plan de Estabilidad que remitido hoy a Europa apunta que, «a partir de 2022 y [ejercicios] siguientes se prevé un incremento retributivo de los empleados públicos y de las pensiones en línea con la evolución de precios». Y esos siguientes son, al menos, hasta dos años después, no en vano el documento aborda las políticas y medida que el Ejecutivo va llevar a cabo en el periodo 2021-2024.

El deseo del Gobierno de ligar las pensiones a la evolución de los precios era algo que ya el ministro de Seguridad Social, José Luis Escrivá, había apuntado en varias ocasiones. Y, de hecho, está trabajando en un sistema de revalorización que garantice el poder de los pensionistas. Pero en el caso de los funcionarios y trabajadores públicos este punto no había sido reconocido tan claramente. No había un compromiso tan claro como el que ahora se alcanza a través de este documento.

Como consecuencia del plan plurianual que el entonces ministro de Hacienda y Función Pública, Cristóbal Montoro, cerró con los representantes sindicales de los funcionarios, los sueldos públicos registraron notables incrementos durante 2018, 2019 y 2020. Con años en los que los incrementos superaron holgadamente el 2% y, en todos los casos, con cifras muy superiores a la inflación. Y eso les permitió recuperar buena parte del poder adquisitivo que los trabajadores públicos defienden que perdieron durante la anterior crisis, al tiempo que experimentaron mejoras muy superiores a las del sector privado.